Inicio > General > Nadie podrá con nosotros

Nadie podrá con nosotros

Volví a ver a Cortázar y sentí de nuevo lo mismo que aquella vez que me regalaron un libro dedicado, donde los escenarios de París y Madrid se entremezclaban. Pero tú no estabas.

También pensé en las veces que hemos intentado sernos sin conseguirlo, en las veces que hemos dicho que había que ser lobos para evitar destruirte, cuando hemos comentado que podemos pasar de ser interesantes a ser banales con una facilidad pasmosa. Pero tú tampoco estabas para verlo.

Veía aquellos días de 2006 negros, cuando me faltaba el aire, escribía en este blog como un descosido sin parar, cuando no era capaz de cruzar la calle sin llorar, totalmente colapsado por el dolor. Lástima que tampoco estuvieras para verlo…

Todo eso también me llevaba al día de la última foto sepia, donde forjé los cimientos del principio de lo nuevo, cuando decidí serme yo y mi forma de pensar comenzó a cambiar y a construir lo que ahora soy. No me comentaste ni la foto, porque tampoco estabas para verlo.

Y ahora recientemente, la frustración de perder al volver a apostar, las ganas de abrazarla contenidas porque no era lo correcto, lo bonito que ha sido después reconducir la situación y tener este tipo de relación tan especial que tenemos. La prueba de madurez y serenidad que ambos pasamos…Y es que tampoco estabas, no lo puedes saber…

Me dí cuenta de que no has estado en los momentos clave que han marcado mi forma de ser y pensar, así que no me digas lo que pienso, como siento o como debería actuar.

No puedes porque no lo conoces. Igual que yo no puedo quitarte el derecho a que te duela por mi culpa.

Suena: Tormenta en la mañana de la vida – La buena vida

Categorías:General
  1. mayo 7, 2010 a las 12:15 pm

    Desde luego 2006 no fue un buen año,no hay mas que mirar mis archivos,tampoco levanté cabeza,pero bueno,al menos te encontré a tí,jajja.Sigues debiendome llamadas,q lo sepas 😦

  2. mayo 18, 2010 a las 8:31 pm

    Bueno me alegro que ahora sepas reconducir situaciones y tomartelo todo con más calma. Y sabes qué? Si no estuvo allí para verlo ella se lo perdió. Besos

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: