Inicio > dedicados > Bailando en tu mundo…

Bailando en tu mundo…

“My way” sonaba en el piano en el momento de las frases profundas. Pintadas en la pared y decorando ese bar. Las miramos, las comentamos, fue a tu vuelta, después de que me dejaras momentaneamente solo en el primer momento de reflexión después de tu encuentro.

Y mi sueño de Malasaña se tíñó de negro igual que nuestros labios después de probar una sangría detrás de otra. Mis ganas de que bailaramos se quedaron en un “quiero y no puedo” por ambas partes. Pero no me importó, porque acabé bailando contigo, acabé bailando en tu mundo. Y me mirabas en la Puerta del Sol y me decías que no me fuera, y yo vi tu mirada, aquella que decía tanto, con esos ojos cansados de un llanto, abatidos por la impotencia, prisioneros sin ser culpables, anclados con unas cadenas que te impedían respirar hondo y ser feliz. Te descubrí, y me dejaste que lo hiciera, y para nada me fastidiaste la noche, porqué yo bailé contigo, porque juntos condujimos esa situación, porque amigos de un sueño imaginario yo quise que fueras libre, que volaras, que te convirtieras en hada blanca. Espero haberte transmitido todo lo que pretendí. La turbiedad de una borrachera que ambos quisimos nos hizo cómplices, jamás quise abandonarte allí, jamás hubiera podido hacerlo, porque quería que me premiaras con sonrisas, con abrazos, con miradas, tal como lo hiciste.

Y me vuelvo con una parte de tí que me emocionó igual que lo hizo la primera frase que leí tuya, hace ya algunos meses. Y repetiría ese encuentro tantas veces como fuera necesario, porque en esos instantes me ganaste. Por encima de los buenos y malos momentos estan las personas, y tú en eso de ser persona y de ser humana tienes el baile muy bien aprendido, y en tu mundo yo me sentí cómplice, y eso no puede suplirlo el Garagesónico. Sólo espero que te acuerdes de mis palabras, por si alguna vez te sirven. Vine a Madrid con la ilusión de encontrarte, y volveré con la misma ilusión para seguir compartiendo mucho más, no te quepa duda. En mi mente recuerdo las miradas y solo por eso ya fuí ángel…

Si por mi fuera, nos hubieran dado las uvas con ese abrazo en la Puerta del Sol…El puerto de Barcelona de noche es precioso, espero que algún día me des la razón…

Anuncios
Categorías:dedicados
  1. Su
    enero 29, 2007 en 8:00 am

    Estoy segura que te la daría si leyese esto, o algo parecido que te salga tan del alma y diga cosas como “sólo por eso ya fui angel”.

    Un beso fuerte

  2. Igrein
    enero 29, 2007 en 12:01 pm

    … tu siempre eres un angel…
    vale, ahora cuentame!!!
    Yo quiero que me cuentes!!!!
    A ver si puedo conectar esta noche, aunque según leo todo genial. Perfecto!
    Yo aun con mis dolorcillos. Poco a poco.
    Besotes!!!

  3. alhena
    enero 29, 2007 en 12:21 pm

    pero q finde mas genial no???? envidiaaa mucha envidia kiero volver a madrid!

  4. enero 29, 2007 en 1:19 pm

    Espero dartela. ¿como quedarme sin ver el puerto?
    Otro abrazo para el album 🙂

  5. bea
    enero 30, 2007 en 12:19 pm

    ya veo que madrid ha dado mucho de si…yo espero ir pronto con Gemma, asi que si preparais una expedición, podemos ir todos en trupe.
    ADORO madrid y sobretodo los madrileños jajaaj, a uno especialmente, ejem.

    Por cierto de nada por la cancion, espero que te gustara, a mi me enamoro cuando la escuché y la verda que me parece bastante pegadiza.
    Besos

  6. Eva
    enero 30, 2007 en 12:49 pm

    habeis bailado
    al son de acordes menores
    de vidas compartidas
    de experiencias vividas, amargas, felices
    jarras ahora vacias
    pero llenas de buenos momentos

    ole

  7. enero 30, 2007 en 4:06 pm

    Que bonito 😉

  8. enero 30, 2007 en 10:45 pm

    ieeee!! k e tenido el ordenaodr escaxarrao a ver si me pongo en marxa otra vez.. y leo tus posts atrasaditoss un besitoo!

  9. Eleonor
    enero 31, 2007 en 4:56 pm

    Eres una fuente inagotable… Q hubiera hecho el mundo sin ti??

    Me gusta la belleza que tus ojos captan y retienen para siempre dando tanto sabor… Todos tus momentos terminan siendo tan especiales…

    Sigue subiendo, sigue trepando, porque tu vida es la montaña más bonita del mundo…

    Mil besitos

  10. abril 21, 2008 en 7:58 pm

    Es bueno tener una amistad así, es bueno saber q los kilómetros no son obstáculo para poder bailar en el Salón de la Amistad.
    Saludos desde el Inframundo.

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: