Archivo

Archive for 28 abril 2006

Trozos de mí

abril 28, 2006 9 comentarios

Escuché el otro día una canción. Me quedé parado, no podía continuar trabajando. No la había vuelto a escuchar desde el año 94, me la cantaba la primera pareja que tuve, no es una canción muy conocida pero me devolvió partes de mi vida que se habían quedado ocultas. Era impresionante ver imágenes olvidadas, hasta ahora borradas y que las había vuelto a recuperar en un sólo instante. Dos segundos bastaron para ver una historia de la que no había vuelto a oir hablar.

Es curioso, me hizo ver que ya había recuperado partes de mí. El sábado fue un dia perfecto dentro de mis días imperfectos, fue increíble tomar un café con ella y recordar episodios que compartimos en su momento y que también se habían quedado en una zona donde mis recuerdos no llegaban a acceder. Impresionantes las imágenes nítidas que construyeron nuestras palabras en ese momento, una conversación que me devolvió sensaciones que nunca tendrían que haber marchado.

Al caer la noche lo vi a él, tiempo hacía que no compartía nada. Con unas cervezas como anfitrionas fue suficiente para seguir recuperando trozos de mí. Fue un sábado perfecto y una canción perfecta, ambos me hicieron sentir persona de nuevo. Ambos me hicieron sentir que me estaba recuperando a mí mismo.

Paseando el miércoles por la calle Aragón, me di cuenta que había vuelto a la ciudad, llevaba tiempo sin pisarla, me sentí acompañado. Barcelona es así, nunca te sientes solo porque siempre ves algo o a alguien, es una ciudad que te abraza. De repente me dí cuenta al llegar a la Av. Meridiana que no sabía donde continuaba la calle Aragón. Echaba de menos esta desorientación de los cruces, fue importante ver como los escenarios y las vivencias volvían.

Este sábado tocaremos la guitarra e iremos al Razz, vuelvo a mi hábitat y a mis aficiones que había dejado. vuelvo a mis recuerdos olvidados. Vuelvo a ver personas que me dan lo mejor de mí y lo mejor de ellos. Con todas compartí porciones de mi vida, todas me conocen y es bueno ver que, a pesar de todo, seguimos compartiendo.

No me olvido de los que habeis estado estos últimos años, no veais en mí alguién que está cambiando. Simplemente ved a alguien que se está recuperando a sí mismo. Todo vuelve, todo cambia, todo es igual. Sigo siendo yo a pesar de todo…

Anuncios
Categorías:Uncategorized

Gritos en el vacío

abril 27, 2006 2 comentarios

En mi barrio pasaba la gente. Yo miraba por la ventana, ellos caminaban y yo seguía detenido. Mi vida y la suya eran diferentes, la mía estaba estancada en la ilusión efímera que un día me diste y que por circunstancias de la vida desapareció en estas fechas. Se suele decir que la procesión va por dentro, nunca mejor dicho. Mientras fumaba cigarros sin parar me acordaba de las conversaciones en el silencio, de mis gritos en el vacío, de la calma forzada que imperaba en mis días de semana santa. 

La sucesión de días seguía su camino y yo no encontraba el mío, las horas eran años y los años tímidas respuestas a las preguntas que yo formulaba sin cesar. Como dije en una ocasión, el sol brilla de nuevo en Barcelona, pero sus rayos no iluminan mis deseos ni mis difusas metas que, aunque me las planteo, son inestables. Si diriges tu mirada al infinito, verás y notarás mis lágrimas de soledad, soledad forzada por los acontecimientos y que un día pareció desvanecerse, pero fue un espejismo.

Ahora yo quiero, pero no puedo y por mucho que me esfuerce, la vida me está probando y sigo notando como duele la herida que no acaba de cerrarse. Probablemente llegará un día en que esto cambie, pero antes de que esto pase, todo será azar y todo será difuso, inestable y doloroso. Las lágrimas de soledad empujan con fuerza y hay que seguir resistiendo. Por cuánto tiempo es la pregunta…

Categorías:Uncategorized

Brillante

abril 27, 2006 2 comentarios

El sol luce hoy más que nunca. ¡Qué poca importancia se le da cuando no te encuentras en la oscuridad! Alzo la cara y me invita a unirme a él y a reengancharme en este tren de la vida que poco a poco va pasando sin que nos demos cuenta. Normalmente nos preocupamos más de que nos dejen vivir la vida que de vivirla, pero esta luz me dice que salte los vagones de tercera y me suba directamente a preferente. Hoy hay brillo, qué importante és ver luz en el vacío y en la incertidumbre.

Esa claridad vuelve a ser mi amiga, vuelve a pedirme que me una a ella, es bueno saberlo. Estuve a punto de no salir de mi anclaje cerebral, pero hoy resulta que yo y yo nos hemos sincronizado de nuevo. Hoy yo y yo somos una misma persona: la que desea poder y la que puede.

No hay nada ni nadie tan importante como para que te arrebaten aquello que no tiene precio: tu vida. No hay nada ni nadie que te impida disfrutar hoy de este sol que nace en ti y que, por mucho que se empeñe el destino, no se va a ir. A la larga sigues viajando en el tren y te das cuenta de que todo sirve para algo y que la desesperación, la frustración y la melancolía son un pasaporte a la felicidad. Hoy brilla el sol en Barcelona, pero esto será hoy y siempre.

Categorías:Uncategorized

¿Por qué?

abril 27, 2006 4 comentarios

¿Por qué a veces me como el mundo y otras veces el mundo me come? 

¿Por qué la senda se difumina a medida que pasan los días en vez de suceder lo contrario?

¿Por qué esa sensación de incertidumbre que invade mi cabeza impidiéndome pensar con claridad?

¿Por qué ayer siempre es mejor que hoy y el hoy nunca me abre las puertas del mañana?

¿Por qué el vacío que deja tu marcha no se llena ni se olvida?

¿Por qué lo que antes te sirvió no tiene ya ningún valor?

¿Por qué aquellas risas pasadas me ponen triste?

¿Por qué no hay por qués que te llenen lo suficiente como para dejar de preguntar?

¿Por qué las cosas en que creías te vuelven la espalda y hacen que dudes?

¿Por qué nada es lo que parece y la nada de repente aparece?

¿Por qué no paro ya de escribir y hago algo para dejar de preguntarme esto?

Categorías:Uncategorized

Dices que no (La Habitación Roja)

abril 27, 2006 1 comentario

Dices que no, no puede ser, que es imposible serme fiel, que me irá bien, que es lo mejor para los dos. Hablas de un modo tan trivial que no lo puedo soportar, si soy genial, tan especial, ¿por qué existe alguien más?. Déjalo ya, no aguanto más, al menos mírame al hablar, se original, dime algo que…no le hayas dicho a nadie ya. No se que hacer, ¿a quién llamar?, si mis amigos son los tuyos, si esta casa es la nuestra y estás en todas partes. Me aferraré a escuchar los discos que me regalaste por cada cumpleaños que pasamos juntos. Una vez más vuelve a pasar, lo bueno siempre acaba mal, dices que no, no puede ser, ¿por qué sólo me siento único cuando fracaso?, ¿por qué solo me acuerdo de los días que ya no volverán?.

Categorías:Uncategorized

Cambio de ritmo

abril 27, 2006 1 comentario

Hace unas semanas, fui a comprar al supermercado y vi a muchas parejas haciendo lo mismo que yo: cogiendo la cena para pasar la noche junto a su pareja en casa. Pensé mucho en lo bien que me sentía haciendo esto, no hace falta ir a ver las maravillas del mundo para ser feliz. Me di cuenta de cómo, sin comerlo ni beberlo, había cambiado mi vida en estos 6 años. Pasé de las grandes fiestas nocturnas a la sensación de plenitud de estar con la persona amada. 

 No necesitaba más, ahora me ha tocado un cambio de ritmo. Sumergido en la soledad de nuevo me toca volver a empezar. La pregunta es: ¿que hago ahora?, la respuesta la tendremos en los próximos meses.

Una ruptura duele, pero la sensación de vacío que se queda pesa como una losa y lo peor que puedes sentir es presión porque este vacío desaparezca. Ahora toca marcarse metas y objetivos? Por qué? Lo peor que te puede pasar es estar todo el día pensando qué hacer con tu vida. El tiempo es el máximo juez y, como tal, dictaminará lo que va a ser de ti. Es hora de no esperar nada y es hora de esperarlo todo.

Categorías:Uncategorized

El fin de las ilusiones compartidas

abril 27, 2006 6 comentarios

Caía la tarde, estábamos tú y yo al borde del Sena, te acuerdas? Allí me lo volviste a decir y yo me emocioné al escucharlo. Era mágico escuchar que soy el chico de tu vida mirando Notre Damme. Derramé una lágrima. Tú me mirabas con esos ojos que siempre se me clavaron y que me decían tantas cosas sin articular una sola palabra y yo me sentí realizado y lleno por primera vez.

Sucedía cada día, ¿te acuerdas de los proyectos que teníamos?. La plenitud en nuestras vidas era patente, tú seguías desgranando tus sentimientos hacia mí. Yo aprendí a expresarlos gracias a ti. El encanto del barrio latino y nuestra divina juventud hizo el resto y el tiempo se paró cuando mis labios se acercaron a tu mejilla y mis manos te rodearon diciendote que estaría a tu lado para siempre.

Me pregunté tantas veces que había hecho yo para merecer semejante felicidad, y tú también probablemente. ¿Te acuerdas de aquella canción de los Get up Kids llamada Valentine? Como nos mirábamos, parecía que nos conocíamos de toda la vida y solo llevábamos unos meses juntos. Nuestra complicidad cruzó nuestras propias fronteras y fue percibida por todos, aquellos que nos decían que éramos iguales y la pareja más unida que conocían…

Hoy me dejaste y yo no he podido evitar recordar todo esto al descolgar el calendario de París que me regalaste con nuestras fotos. Ha sido momentos antes de partirlo por la mitad y tirarlo a la basura. No me ha costado nada romperlo puesto que el papel estaba inundado de lágrimas, aquellas que una vez derramé por la ilusión de estar contigo y que ahora derramo por el vacío que me ha provocado tu marcha. Sé donde estás, y como es tu cara, pero en tus ojos ya no puedo ver nada más que el cariño y los recuerdos que tienes y tendrás conmigo. La ilusión acabó por tu parte y la mía la enterraste forzadamente, ya no tenemos nada que compartir puesto que los dos la hemos perdido…

Categorías:Uncategorized